CyberDodo y los pingüinos

Opinión : 19680

Agregar a Favoritos

Puntuación :

La temperatura corporal de un pingüino varía entre los 37,8 y 38,9 grados Celsius. Como ya hemos visto, las plumas del pingüino logran aislar su piel del agua y el viento pero, sin embargo, ¿cómo es posible que pueda resistir temperaturas que matarían a un ser humano en cuestión de minutos? Existen cinco principales razones por las cuales el pingüino puede hacerlo:

1) Primero, puede regular la circulación de su sangre según la temperatura corporal.

2) También tiene una fina capa de grasa que incrementa su resistencia al frío.

3) Entre sus plumas y su piel, hay una capa de plumas suaves que atrapan el aire y forman una clase de "ropa interior térmica".

4) Las plumas dorsales negras del pingüino capturan el calor del sol y trabajan para calentar su cuerpo.

5) Finalmente, cuando está de pie, imperturbable ante el frío, descansa sobre sus patas y su cola evitando así el contacto directo de su cuerpo con el suelo congelado.

A pesar de su equipamiento naturalmente increíble, cuando nada en aguas de alrededor de cero grados (e incluso menores), es fundamental que permanezca en movimiento para mantener su calor corporal y, al regresar a tierra, pasará muchas horas limpiando y arreglando sus plumas que realmente aseguran su supervivencia contra el frío, el agua y el viento.

Sin embargo, de vez en cuando puede ocurrir que un pingüino tenga mucho calor y, en este caso, simplemente moverá sus alas para enfriarse.

Naturalmente adaptados al frío

¡Atención! Esta especie, como tantas otras, lamentablemente está en peligro de extinción. El calentamiento global está derritiendo rápidamente nuestros casquetes glaciares polares, como consecuencia de lo cual hay una reducción del medio ambiente donde anidan los pingüinos.

Además, no debemos olvidar la contaminación. Las corrientes marinas transportan sustancias tóxicas hasta la región antártica, encontrándose luego presentes dichas sustancias en el krill, los peces, etc.

Es importante destacar la situación de las medusas, que constituyen la principal fuente de alimentación de los pingüinos: éstas ingieren estos contaminantes y mueren, privando así a estas aves marinas de una de sus principales fuentes de alimentación.

Finalmente, la pesca intensiva está destruyendo las reservas de peces y está debilitando las colonias de pingüinos, estimándose que más de la mitad de sus poblaciones han desaparecido en el último cuarto de siglo.

Otra respuesta a la pregunta es: "¿Podemos imaginar un desarrollo infinito en un mundo finito?" (Véase el documento)

Chat CyberDodo

Para ver el dibujo animado sobre los pingüinos, haga clic aquí

Para hacer el test, haga clic aquí

Para ver los juegos, haga clic aquí

© CyberDodo Productions Ltd.

Tal vez suene un poco extraño la palabra "ave" para describir a un animal que pasa toda su vida ya sea en el suelo, (por lo general suelo congelado, volveremos a hablar de este tema) ya sea en el agua, ¡pero nunca en el aire ya que es perfectamente incapaz de volar!

Sin embargo, el pingüino es con certeza un ave migratoria, que ha tenido que adaptarse al medio ambiente oceánico del hemisferio sur de nuestro planeta, donde vive. Como a veces se enfrentan a condiciones climáticas extremas, ciertas especies de pingüinos han desarrollado una resistencia impresionante al frío y pueden resistir temperaturas por debajo de los 50 grados bajo cero.

El pingüino es un animal sociable que forma grupos cuando está sobre tierra, y puede formar colonias de hasta varios miles de miembros.

El pingüino, un animal sociable

Los pingüinos tiene un cuerpo idealmente adaptado para nadar y bucear: no vuelan por el aire, sino que, en cambio, "vuelan" elegantemente debajo del agua. Poseen pequeñas alas rígidas y planas, cuerpo alargado y cabeza con un largo pico.

Tienen dos patas palmeadas que les permiten caminar "erguidos" además de una cola corta y cuadrada. Sus cuerpos están cubiertos por plumas anchas, pequeñas y tupidas para evitar que el agua entre en contacto con su piel.

El tamaño de los pingüinos varía según las 18 diferentes subespecies: el Pequeño Pingüino Azul puede alcanzar 40 centímetros de largo y pesar 1,5 kilos; mientras que el Pingüino emperador puede alcanzar una longitud de 1,30 metros, y un peso de casi 40 kilos.

Cada subespecie de pingüino tiene características particulares, ya sea en la cabeza, en la forma del pico que se adapta a una dieta determinada, en el color de ojos (amarillo, rojo y azul) y en el plumaje (negro en la espalda y blanco adelante).

Sin embargo, hablando de manera más general, la visión y el sentido del olfato del pingüino están muy desarrollados, y su lengua es muy áspera y fuerte. También sabemos que el pingüino percibe colores y es sensible al azul, al verde y al violeta, aunque parecería que cuando no está debajo del agua, su visión se vuelve borrosa.